Preflex lleva la Casa Allipén al sur de Chile

Con un diseño modificado para las características del sur de Chile, Preflex incluyó la Casa Allipén de E2E en su catálogo de viviendas, con 170 m2 habitables.

La pandemia fue un tiempo de congoja para muchos, pero también de oportunidades para algunos. Es el caso de Preflex, empresa que se define por construir de manera sustentable, mediante un proceso eficiente, haciéndose cargo en el camino del impacto y la huella que dejan a su paso.

De hacer protectores de policarbonato para el área pública pasaron a trabajar con estructuras modulares desde Puerto Montt, abordando el mercado entre Temuco y Coyhaique.

A través de un viaje a Finlandia hecho por Arauco, uno de los fundadores de Preflex se enteró de la existencia de E2E. “Envié un correo a Salvador (Correa) y Rodrigo (Covarrubias) y les dije: este es mi background, quiero trabajar con ustedes y así nos conectamos por primera vez”, cuenta Gabriel Labra, gerente de Operaciones de Preflex.

Luego de esa conversación acordaron construir juntos y crearon un modelo de la Casa Allipén, con modificaciones, cuyo piloto está siendo montado en Puerto Montt.

“La solución de ingeniería de E2E es la base para crear cosas. Cada mercado, independiente de que estemos en el mismo país, tiene sus particularidades y es necesario entender muy bien qué es lo que quieres hacer. Bajo esa lógica, si bien la ingeniería está hecha, uno tiene que adaptarla a la zona”, explica Labra.

Fue así como dieron con un diseño para zona rural o alejada de los centros urbanos, incluyendo un hall de entrada, ya sea para disponer la ropa mojada o hacer el cambio de calzado. Asimismo, Preflex incluyó una terraza panorámica, que invita a explorar el exterior. “Proyectamos una terraza en 50 m2 y un cliente nos dio la razón, porque justo ahora estamos construyendo a las espaldas del volcán Calbuco, con mirada al lago Llanquihue. Entonces, una de las cosas que nosotros potenciamos es que la persona pueda vivir la casa desde el exterior”, comenta el gerente.

Por otra parte, elevaron los techos, incluyendo vigas a la vista con madera nativa, oregón o madera tratada. “E2E ofrece una super buena solución, pero uno tiene que colocarle gustos locales, acá se usa mucho la aleación de acero y zinc, está muy de moda la mezcla con madera, y eso quisimos hacer con la vivienda piloto”, cuenta.

De esta manera, lograron una vivienda de 120 m2 más 50 m2 de terraza, en un plazo de tres meses.

Para Labra, se vuelve fundamental combinar la solución industrializada con la flexibilidad para atender las necesidades del cliente. Es por ello que hoy, la Casa Allipén está en el catálogo de Preflex, disponible en https://www.preflex.cl

E2E - Creando una nueva forma de habitar